La mujer no tiene placer con dildos ni con consoladores. Esta rubia quiere una polla de verdad y le excita el perro olfateando y rozandole el cono con la boca. Se acerca y empieza a chupar. La chica esta tan excitada que no puede parar y deja que el perro le haga un cunnilingus hasta que se corre varias veces. Se moja todo entera y tiene varios squirt porque el perro no para de chupar y lamer su cono.

Category:

mujeres con perros

Comments are closed.